Laos, antaño llamado Lan Xang, (el país del millón de elefantes»), ve ahora como la población de estos maravillosos animales se ha diezmada, de manera que apenas quedan un par de miles de elefantes viviendo en la jungla. Durante años, estos gigantes han sido usados por los laosianos para trabajar en la industria maderera, haciéndoles trabajar sin descanso, con mala alimentación y pocos cuidados. Una baja natalidad unida a una alta mortalidad debido a las malas condiciones de vida de los animales han hecho disminuir drásticamente el numero de elefantes.Algunas fuentes prevén que pueda desaparecer del todo la población de elefantes en Laos a corto o medio plazo. Hay organizaciones que han intentado frenar esta pérdida irreversible y tienen programas de control de los elefantes que trabajan en las aldeas. Cuidan de que sus condiciones sean las mejores posible, haciendo controles de salud y rescatando algunos animales para llevarlos a algún santuario de elefantes en Laos.

Uno de estas organizaciones es el campamento de elefantes del lago Nam Tien, en Sainyabuli (Sayaboury), que ha sido creado en colaboración con la ONG ElefantAsia.

Dónde ver elefantes en Laos

Nuestra idea inicial era visitar Sainyabuli y pasar una noche en el campamento, pero debido a la distancia entre este centro y Luang Prabang decidimos visitar otro campamento más cercano.

Finalmente, decidimos visitar el centro de elefantes Elephant Village, porque nos pareció que estaban comprometidos con el cuidado de estos animales.

Por supuesto, estos campamentos están destinados al turismo, y habrá quien critique su existencia en base a que los elefantes tienen que vivir en libertad y no en cautividad. Partiendo de esa premisa, hay que decir que no todo es blanco o negro. No todos los campamentos piensan solo y únicamente en el dinero, ni todos en salvar a los elefantes. No es lo mismo hacer que los elefantes hagan cabriolas (como ocurre en algunos lugares), que montar en un elefante si se hace de la forma adecuada.

Es posible que el turismo sea la única forma de concienciar a la gente y así salvar la población de estos paquidermos en Laos.

En la pagina web de ElefantAsia podéis encontrar mucha información acerca de estos magníficos animales y un folleto en el que explican las buenas prácticas que tienen que cumplir los campamentos de elefantes.

El santuario de elefantes Elephant Village

El campamento está situado en un entorno privilegiado, a unos 30 minutos de Luang Prabang, al lado del río Nam Kahn y en medio de la frondosa jungla de esta zona del país.

Tienen 10 elefantes hembra, además de un pequeño elefante de menos de dos años que ha nacido en el centro. Disponen de un «hospital de elefantes» y de un veterinario que diariamente vigila el estado de salud de los animales.

Se puede pernoctar en el campamento en un Lodge situado a unos metros del centro. El Lodge está situado en la ladera de la montaña, con fantásticas vistas del río, en un lugar muy tranquilo.

En el campamento venden productos realizados con ¡¡¡ los excrementos de los elefantes!!! Acercaos a ver los productos que hacen con este «material», es realmente curioso.

Cómo llegar a Elephant Village

Hay dos posibilidades. Contratando un paquete de actividades, con o sin alojamiento, desde Luang Prabang con transporte incluido o bien yendo por cuenta propia en moto de alquiler o tuk tuk. En el campamento Elephant Villas puedes contratar las actividades que quieras.

Las coordenadas GPS son: 19°52’07.9″N 102°14’00.5″E

 

Actividades en el campamento

Dependiendo del paquete contratado, se realizan varias actividades a lo largo del día. La visita incluye un guía que explica todo lo referente al centro y a la vida de los elefantes.

Entre las actividades que se pueden realizar están: montar en elefante en un paseo por el río, llevar al animal a la jungla al atardecer (donde permanecen por la noche en libertad ya que es su lugar de descanso), o ir a buscarle por la mañana muy temprano a la jungla para llevarle al río y bañarle. Siempre acompañados por el Mahout.

Desde el campamento, a un corto y agradable paseo de 10 minutos en barco están las cataratas Tad Sae. No son tan espectaculares como las cataratas Kuang Si, pero son también muy bonitas y un lugar estupendo para darse un baño.

Nosotros optamos por un paquete de dos días, una noche. Pensamos que fue un acierto.  Pernoctar en el logde, una vez que se han marchado los turistas que vienen por un día, es una experiencia magnífica. Ten en cuenta que el logde se encuentra en un lugar maravilloso, con unas fantásticas vistas del río y la tranquilidad es absoluta

campamento de elefantes en Luang Prabang campamento de elefantes en Laos elefantes en Laos baño elefantes

> NOTA: No hemos recibido ningún tipo de retribución o servicio por escribir este post. Además, recuerda que TODAS las opiniones que lees en FotografiandoViajes son fruto de nuestra experiencia personal sin ninguna otra influencia